El orgullo cubiche: Jorge Soler ¡48!

0
53
El jugador de los Reales de Kansas City, el cubano Jorge Soler, observa su jonrón solitario durante el quinto inning de un juego de béisbol contra los Tigres de Detroit, el miércoles 4 de septiembre de 2019, en Kansas City, Missouri. (AP Foto/Charlie Riedel)

Basado en el artículo “Soler ¡48!” de Neno Díaz, dariodecuba.com (El Kentubano, edición 124, noviembre 2019)

Jorge Soler, el jardinero de los Reales se convirtió en el cubano con más jonrones en un año en la historia de las Grandes Ligas.

1871 fue un año de anjá en Cuba. Martí partió al destierro, Agramonte armó su caballería en Camagüey y rescató al general Sanguily camino a Puerto Príncipe, Calixto García saqueó Jiguaní y Céspedes Yara, el poeta Juan Clemente Zenea fue fusilado en La Cabaña, y también ocho de los 44 estudiantes de medicina arrestados por el gobernador de La Habana.

Un chino de California abrió un banco con 80.000 pesos y se iniciaron las obras del Cementerio de Colón.

Ese año, en Nueva York, un joven Esteban Bellán se hacía cargo de la tercera base de los Troy Haymakers, convirtiéndose en el primer pelotero cubano y latino en jugar como profesional en los Estados Unidos. De entonces a hoy, un total de 213 jugadores del caimán han calzado spikes en las Grandes Ligas, sin contar a los nacidos en la diáspora por culpa de esos que, tras su revolú, también se dedicaron a fusilar y desterrar.

De todos ellos —de esos 213 y de los nacidos en la diáspora—, ninguno había logrado más de 47 vuelacercas en una temporada. Hasta el final de la recién concluida temporada, cuando el melenense Jorge Soler, en su primera visita al cajón y con el conteo completo, le zafó el cuero a un caramelo que le tiraron y lo mandó a 400 pies de distancia en el Kauffman Stadium de Kansas, convirtiéndose en el primer cubano en firmar 48 palos de vuelta entera en el mejor béisbol del mundo.

Jorge Carlos Soler Castillo, nació en La Habana el 25 de febrero de 1992. su trayectoria en la Mayor de Las Antillas no fue extensa, participando brevemente en las Series Nacionales con el equipo Industriales. Integró la selección nacional que asistió al Campeonato Mundial Juvenil en 2010.

“El Yoyo”, como es apodado abandonó el país muy joven con pretensiones de probarse en la MLB. En 2011 estableció residencia en Haití, donde fue observado por los buscadores de talento de varios equipos de las Mayores. El 30 de junio del 2012 firmó un contrato con los Cubs de Chicago, por nueve temporadas y treinta millones de dólares. En el 2016 fue cambiado a los Reales de Kansas City, siendo allí el dueño del jardín derecho.

Números finales en la reciente temporada del toletero Soler: