Consejos y ayudas: Estafas de empleo

0
413

Consejos del BBB: Estafas de empleo

Cortesía Elieth M. Enriquez (Better Business Bureau, sirviendo a Louisville, el Sur de Indiana, y el Oeste de Kentucky)

El Kentubano, edición 123, octubre 2019

Si está buscando empleo, tenga cuidado con las estafas de trabajo en Internet, correos electrónicos enviados por reclutadores falsos y ofertas de para trabajar desde su casa. Estafadores a menudo usan nombres de compañías reales y suelen ser muy convincentes. La oferta aparenta ser una gran oportunidad para empezar una nueva carrera laboral, pero muchas veces solo se trata de una estafa para dar información personal o dinero a estafadores.

Cómo funcionan las estafas:

Encuentra un anuncio en Internet o recibe un correo electrónico de un “reclutador” que le pide llenar una aplicación de empleo. El anuncio usa el nombre de una compañía conocida real o una agencia gubernamental para hacerlo más atractivo. Una vez que llena la solicitud para el puesto, recibe una respuesta inmediata del “gerente de contratación”, con una oferta sin hacer una entrevista.

Una vez que lo “contratan”, la compañía le solicita un pago por adelantado para “capacitación”. Es posible que le soliciten información personal y bancaria para realizar una verificación de crédito o establecer depósitos directos a su cuenta. También pueden pagarle “accidentalmente” de más con un cheque falso y que una vez que deposite el cheque, le solicitan devolver el excedente por transferencia bancaria. Otras veces le solicitan que compre equipos y suministros costosos para trabajar en casa.

Cómo detectar la estafa:

Algunos tipos de empleos son más propensos a ser estafas. Siempre desconfíe de las ofertas de empleo para trabajar desde casa, trabajar como comprador secreto, o empleos con título genérico como cuidador, asistente administrativo o representante de servicio al cliente. Los puestos que no requieren capacitación especial o licencia son atractivos para muchos solicitantes. Los estafadores lo saben y usan estos títulos en anuncios falsos. Si la publicación del trabajo es para una marca conocida, consulte directamente la página de ofertas de trabajo de la compañía para ver si el puesto está publicado en el sitio. Busque en Internet: si el trabajo aparece en otras ciudades con la misma publicación, es probable que sea una estafa.

Diferentes situaciones deben causar sospecha. Cuidado con las ofertas de contratación inmediata. Puede que usted sea un excelente candidato para el trabajo, pero tenga cuidado cuando le hacen una oferta de trabajo sin una entrevista. Una empresa real querrá hablar con el candidato antes de contratarlo. No caiga en la estafa de sobrepago. Ningún trabajo legítimo pagaría de más a un empleado, pidiéndole que envíe el excedente por transferencia bancaria. Este es un truco común utilizado por los estafadores. Sea cauteloso al compartir información personal o si le solicitan un pago por adelantado. Cuidado si una empresa promete grandes oportunidades o grandes ingresos cuando usted pague por asesoría, capacitación, certificaciones o directorios.

Las agencias gubernamentales publican sus ofertas de trabajo de forma pública y gratuita. Los gobiernos federales de Estados Unidos y Canadá y el Servicio Postal de Estados Unidos / Servicio Postal de Canadá no cobran por información de ofertas de trabajo o solicitudes de empleo. Tenga cuidado con cualquier oferta que promete darle un acceso especial o garantizarle un trabajo si paga una tarifa… seguramente es una estafa.

Obtenga todos los detalles y contratos por escrito. Un reclutador legítimo proporciona un contrato completo con el detalle y costo de sus servicios, quién pagará los servicios (usted o el empleador) y qué pasará si no encuentra un trabajo.

Para cualquier duda o más información llame a Elieth Enríquez, especialista al servicio hispano del Better Business Bureau al 502-588-0031 o visite bbb.org